cerrar
Las farolas de Polanco ya son Led y emiten menos CO2

Las farolas de Polanco ya son Led y emiten menos CO2

5 mayo, 2019

El Ayuntamiento de Polanco ha concluido los trabajos de renovación y sustitución de las actuales luminarias (unas 1.900 en todo el municipio) por otras de mayor eficiencia basadas en la tecnología Led, además de la modernización de las columnas y todos los equipos auxiliares, algo que era muy necesario y cuyo materialización se venía retrasando desde hace varios años.

La alcaldesa y la concejal de Obras revisando las farolas y luminarias Led colocadas frente al Ayuntamiento

Esta obra, cuya ejecución ha llevado varios meses por parte de una empresa especializada, no solo moderniza un alumbrado deficiente en algunas zonas del municipio, si no que permitirá generar un importante ahorro energético estimado en el 62 % de la facturación anual, ya que se pasará de los actuales 145.000 euros al año a unos 65.000, beneficios que se han comenzado a notar con carácter inmediato una vez el nuevo sistema entró en funcionamiento.

Los trabajos de sustitución del alumbrado público de Polanco a Led ha supuesto una inversión de 420.594 euros, y se trata de un antigua proyecto de la Corporación que ahora se ha podido financiar a través del préstamo concedido por parte del Instituto para la Diversificación y Ahorro de la Energía (IDAE), préstamo reembolsable a 10 años sin amortización de intereses, así como con aportaciones del propio Consistorio y de fondos europeos FEDER.

La sustitución de las antiguas luminarias se inició hace unos seis meses por el barrio de Soña, al considerar los técnicos que era el que presentaba la iluminación más deficiente y cuadros de registro más anticuados, además de que al ser pequeño permitía comprobar que los nuevos equipos funcionan de forma correcta. Tras Soña, los operarios fueron pasando de barrio en barrio hasta completar todo el tendido del alumbrado municipal.

La alcaldesa de Polanco, Rosa Díaz Fernández, ha explicado que el en su conjunto, además de sustituir las actuales luminarias por otras más eficientes y de bajo consumo, también incluyó la instalación de una iluminación especial en aquellos edificios o lugares singulares del municipio, que van desde el propio Ayuntamiento hasta iglesias, ermitas, rotondas o inmuebles como la Casa de Cultura o la biblioteca. El primer ejemplo de esta iluminación especial se pudo comprobar el pasado 2 de abril, cuando la fachada del Ayuntamiento se tiñó de azul para mostrar que el municipio se sumaba a los actos del Día  Mundial de Concienciación sobre el Autismo.

Rosa Díaz Fernández ha recordado que al inicial proyecto se sumó un modificado al haberse detectado algunas deficiencias y la necesidad de introducir diversas mejoras que, en su mayor parte, tenían como objetivo extender la nueva red de alumbrado público con lámparas Led a más calles, ya que en el pliego inicial fueron incluidas algunas urbanizaciones privadas pero no otras públicas, por lo cual fue necesario rectificar este punto. Estas mejoras introducidas no supusieron ningún coste para el Ayuntamiento ya que fueron asumidas por la empresa redactora, además de que tampoco supero problemas en el desarrollo de los trabajos que se concluyeron según la previsto.

La alcaldesa ha recalcado que otros beneficios del nuevo sistema de iluminación Led como son la reducción del coste de las revisiones mensuales que se deben hacer en la red del alumbrado para asegurar su correcto funcionamiento, la emisión de menos contaminación lumínica y de CO2 a la atmósfera, además de la optimización del número de cuadros eléctricos de los cuadros existen en el municipio.

El compromiso municipal con la reducción de los consumos eléctricos y la emisión de CO2 también alcanza a otro tipo de obras que se han ejecutado en los últimos meses, entre ellas una inversión de 48.394 euros, procedentes de una subvención de la Dirección General de Vivienda del Gobierno de Cantabria, que ha permitido al Ayuntamiento completar las actuaciones llevadas a cabo en 2016 de mejora de la eficiencia energética en edificios municipales, que también recibieron en su momento una aportación de la Consejería de Obras Públicas.

Estos trabajos han afectado a los edificios que acogen la antigua Ayudantía de Marina de Requejada, el Ayuntamiento, la Biblioteca Municipal, la Casa de Cultura y la sede de la Tercera Edad. Para la alcaldesa, este tipo de ayudas económicas son “de gran importancia” para los ayuntamientos porque les permiten acometer proyectos para mejorar la seguridad y el confort en los edificios públicos, además de aplicar medidas de ahorro de energía que revierten de forma directa en los vecinos del municipio.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies